En la mañana de hoy martes, operarios de la Empresa de Servicios Públicos de Yumbo, ESPY, removieron los sólidos que estaban obstruyendo la cámara de inspección de alcantarillado de la carrera 1C norte con calle 6ª.

De esta manera quedó resuelto el problema que padecían los vecinos de los barrios Lleras y Madrigal, desde el viernes pasado, al ver y oler las aguas servidas por sus calles y su posterior estancamiento.

Los operarios de la Espy, terminada su labor, invitaron a los vecinos para que no arrojen desperdicios sólidos en los sumideros de aguas lluvias ni en las cámaras de alcantarillado. En la medida en que se dispongan adecuadamente los residuos, se evitarán obstrucciones de las redes de alcantarillado e inundaciones en la época de lluvias.

Dejar un comentario

DEJAR UNA OPINIÓN

Por favor escriba su comentario
Por favor escriba su nombre aquí